domingo, 16 de noviembre de 2014

Guiños en Mass Effect



Si digo la verdad, no sé qué me ha dado este año con los videojuegos. Quizás ha sido leer geniales reseñas sobre el mundo de los videojuegos de Dayo y sus discusiones sobre si se considera o no una vertiente más de lo que consideramos como Arte en mayúsculas, o puede ser que se deba a que no me había dado cuenta de que, con este portátil que no llevará más de dos años, puedo jugar a muchos videojuegos que mi anterior portátil (que traía desde 4º de la ESO) no podía.


El caso es que en las ofertas de verano pillé varios interesantes juegos en los que he echado mis buenas horas este verano, y uno de los últimos, al que todavía estoy jugando, es Mass Effect. No, no voy a hacer una reseña de los juegos de este verano (al menos, no la tengo pensado), pero como (ligero) fan de la ciencia ficción, me gustaría comentar los guiños que he encontrado en el videojuego Mass Effect, de ambiente futurista, que nos guiará como humanos en una lucha no sólo diplomática por hacer hueco a la humanidad entre tantas razas alienígenas



2001: Una odisea en el espacio - Ruinas proteanas


Elijamos al personaje como lo elijamos, el personaje empieza siendo humano. Tras haber dado el salto a colonizar nuevos planetas, la humanidad se ha encontrado con otras especies; en particular, con un Consejo de Civilizaciones, que estudian (y finalmente aceptan) incorporar la humanidad al “pleno” de civilizaciones.


Pues el problema surge cuando, en una de las colonias humanas, se encuentran unas ruinas de una civilización antigua, tecnológicamente muy avanzada, que ha dejado restos de su tecnología en otro planeta… No, no dejan un monolito, pero sí una baliza (algo se parecen)



Starship Troopers/Star Trek - La Alianza Humana





De este puedo hablar menos porque no conozco tanto, pero una cosa es clara: si  aparece un gobierno militar en general benévolo y funcional, cosa de (ciencia) ficción es. En este caso, yo creo que se asemeja más a Starship Troopers, que defiende particularmente este sistema, aunque sí, en Stark Trek también se da esto. Creo, que me corrijan los trekkianos.






Mundo Anillo - La Ciudadela

La Ciudadela es donde se reúne el que nosotros hemos llamado Consejo de Civilizaciones, para andar por casa. Una nave construida con forma de pinza mecánica de las máquinas de peluches, pero que cuando paseas por ella parece… Un anillo. Un anillo como el descrito por Larry Niven en Mundo Anillo. Aunque, más bien, parece un cilindro de O'Neill.





Dune - Gusanos de arena



En una de las misiones, vas a rescatar a un equipo de marines que se ha quedado varado en un planeta desértico, y cuando llegas en una especie de tanque, sólo ves una baliza de emergencia y un automóvil abandonado… Hasta que te paras. Entonces un estrépito temblor te impide enfocar la vista en un gusano gigante que a centenas de metros se alza y va hacia ti… ¿Y dónde está la melange?





Fundación - Sistema Términus


En una de las primeras conversaciones que tienes en la Ciudadela, te mencionan que hay sistemas galácticos más allá de esta confederación de seres vivos. Uno de ellos, situado al borde de la Galaxia, es el Sistema Términus… Como el planeta Términus, capital de la Fundación, en la saga de libros Fundación, escrito por Isaac Asimov



Si bien es verdad que una historia no es magnífica por sus guiños, hilar correctamente siempre suma puntos.

viernes, 14 de noviembre de 2014

Apuntes de Física - 3er curso

Dejo por aquí el enlace a la carpeta de la que ya hablé hace algunos meses, en la que voy metiendo mis apuntes de la carrera que voy escaneando. En este caso, he actualizado y subido la mayoría de los apuntes que corresponden a 4º del Grado de Física en la Universidad de Córdoba aquí.

lunes, 10 de noviembre de 2014

III Torneo de Debate Académico "Séneca": Muchas gracias

Del jueves 6 al sábado 7 de este Noviembre tuve la suerte de volver a participar por segunda vez en el Torneo de Debate “Séneca”, que se lleva realizando en Córdoba desde hace 3 años. No me gustaría dejar pasar la oportunidad para apuntar que el mundo del debate es apasionante verlo y participar en ello.

Brevemente, diré que se nos formula una pregunta controvertida, que puede tener como respuesta “sí” o “no”, con aproximadamente 2 semanas de antelación. En este caso fue “¿Fue el pueblo alemán culpable en el genocidio judío?”. Durante ese tiempo, tenemos que informanos del tema, buscar datos, evidencias… y prepararnos para defender tanto la postura “a favor/sí” como “en contra/no”, puesto que segundos antes de empezar cada debate se sortea dicha postura.

Hay que estudiar muy bien el tema por equipos, como si fuese un examen. Y se aprende mejor que un examen, puesto que no es rellenar una hoja, vomitar datos sobre un papel, e irte a tu casa. Es saber convencer a unos jueces, saber responder preguntas que el equipo contrario hace sobre la marcha, dominar los gestos y las palabras, perder el miedo en escena y apuntar todo lo que se diga en el debate frenéticamente para poder resumirlo en 3 minutos.

En definitiva, es un juego de estrategia, donde la mente tiene que estar ágil pero tranquila. Ayuda enormemente a la hora de enfrentarse a un público. Y el conocimiento con el que sales después de un torneo se queda bien grabado.

No querría terminar este breve post sin agradecer enormemente al Aula de Debate de la Universidad de Córdoba por organizar el evento e invitarnos a participar, así como a mis compañeros de equipo, Javier Zurera, David Serrano y Gema Serrano. Chapeau por todos ellos.



viernes, 7 de noviembre de 2014

Equivócate

Los pensamientos aquí presentados sólo son fugaces, y no deberían tomarse más allá de una simple conjetura.

Decisiones. Decisiones para todo; de eso se trata la vida. Ir a un sitio u otro, estudiar una carrera o trabajar, pedir una cerveza, tinto o un refresco. La duda viene cuando tomamos la decisión, y vemos que no nos gusta la decisión. ¿Era la decisión correcta?

No es fácil la respuesta antes de saber las consecuencias, porque como seres humanos que somos, siempre tenemos que contar con que disponemos de insuficientes datos como para saber con certeza qué pasará a continuación. Por eso, únicamente podemos extrapolar con los pocos datos que sabemos, o dejarnos guiar por muy pocos datos y la intuición.

La cuestión es, si disponemos de pocos datos, ¿nuestras decisiones pueden ser equivocadas? Es decir, que al cabo de un tiempo pueden resultar poco beneficiosas para nosotras pero, personalmente, creo que alguien no puede “equivocarse” si actúa de buena fe.